alt

Se modifican algunas normas NIF para su aplicación en las Pymes

La IASB modificó las normas generales de aplicación para las PYMES en cuanto a presentación de consultas y la presentación de sus estados de flujo de efectivo.

13 de Abril 2016

Síganos en Twitter y Facebook

La IASB (International Accounting Standard Board), organismo que desarrolla y aprueba las Normas Internacionales de Información Financiera, ha publicado continuamente varios cambios para la aplicación de estas normas; especialmente se ha caracterizado por publicar novedades en el ámbito de aplicación de las Pymes.

Estas modificaciones y revisiones para su aplicación en este tipo de empresas comenzaron desde 2009, y fue sólo hasta mayo del año pasado que se realizó una reforma general de estas normas para las Pymes; reforma que afectó 27 de las 35 secciones que componen el aplicativo general, que, en algunos casos, pueden cambiar toda la estructura de principios de reconocimiento, medición, presentación y revelación de las transacciones económicas de este tipo de empresas.

A partir de ese cambio general, la IASB reportó que la revisión y desarrollo de estas normas estarían en continuo cambio. Precisamente llama la atención los últimos cambios que se han venido realizando a comienzos de este año.

Presentación de consultas

En primer lugar se estableció un procedimiento para que las Pymes puedan consultar sobre la aplicación de estas normas.
Se crean dos modos para tratar las consultas: de una parte la consulta se remitirá a GIPYMES (Grupo de Implementación de las Pymes) quien desarrollará guías de implementación no obligatorias para abordar la consulta. Y por otra parte, se considerará si las consultas servirán para la actualización de nuevo material, luego de una revisión periódica de la norma NIF para Pymes.

Estados de Flujo de Efectivo

También se dieron modificaciones en la NIC 7 sobre los estados de flujo de efectivo de este tipo de empresas. Las modificaciones exigen que las compañías presenten información acerca de los cambios en sus Pasivos Financieros que ayude a entender, para un externo, los cambios en las deudas de estas empresas.
Se exige también la actualización de estos estados con el fin de evaluar los cambios que se produzcan en las actividades de financiación, tanto en los flujos de caja, como en los cambios en las partidas que no son flujo de efectivo.
También se realizaron cambios para mejorar la información a revelar con el fin de entender de manera más precisa la liquidez de una entidad. Para esto se amplía la información que debe ser revelada sobre liquidez y sobre las restricciones que afectan las decisiones de la entidad para el uso de saldos de efectivo y sus equivalentes, incluyendo los pasivos fiscales.

Por último, es necesario mencionar que tales cambios serán de aplicación obligatoria a partir del 1ro de enero de 2017, sin negar que las empresas que lo quieran aplicar de inmediato puedan hacerlo.

 

Las opiniones expresadas en este artículo son exclusivas de los autores y no reflejan, necesariamente, los puntos de vista de Activo Legal Ltda.