alt

El pago de salarios puede ser protegido mediante acción de tutela

El no pago del salario o una parte implica afectación del mínimo vital: Consejo de Estado

26 de Abril 2016

Síganos en Twitter y Facebook

El Consejo de Estado admitió una acción de tutela en un caso en el que el empleador no le pagó la totalidad o una parte del salario a uno de sus trabajadores. La razón es que el no pago del salario puede afectar el mínimo vital de la persona, además de sus derechos al trabajo, a la seguridad social y a la dignidad humana garantizados en la constitución.

Es preciso decir que las normas y la jurisprudencia han sido recalcitrantes en sostener que la acción de tutela debe concebirse como el “último recurso” cuando no sea posible acudir a otro medio de defensa judicial, pero que sí se puede ejercer si se demuestra que la situación en la que se encuentra no puede ser tolerada durante mucho tiempo o que le está generando un perjuicio inmediato de consecuencias irremediables.

De esta manera, si el no pago del salario o una parte de este por parte del empleador afecta directamente el mínimo vital del trabajador, es posible que sea aceptada la acción de tutela como recurso judicial para obtenerlo.

Para esto es importante conocer el concepto de mínimo vital, que en grandes rasgos consiste en los recursos necesarios que requiere una persona para poder satisfacer sus necesidades básicas. Según la Corte Constitucional para que se hable de mínimo vital debe saberse que se trata de requerimientos básicos para asegurar la subsistencia de la persona y su familia, especialmente “lo relacionado con su alimentación, vestido, educación, vivienda y seguridad social”.

Adicional a esto, la misma Corte Constitucional también ha mencionado que la protección del mínimo vital no puede limitarse simplemente al salario de un trabajador; también debe incluirse las demás acreencias laborales de un contrato laboral, además de las prestacionales y las de seguridad social. En otras palabras, sería factible instaurar también una acción de tutela por el no pago o el pago parcial de otras deudas laborales, prestacionales o de seguridad social.

En el caso específico, el Consejo de Estado concluyó que la necesidad del pago del salario afectaba el mínimo vital de la persona al no tener otro medio de ingresos. Es por esta urgencia que fue válido admitir la acción de tutela para conocer su caso. Al final, se le dio la razón al empleado y se le obligó a pagar al empleador el salario.

 

Las opiniones expresadas en este artículo son exclusivas de los autores y no reflejan, necesariamente, los puntos de vista de Activo Legal SAS.