alt

Cambios en las cláusulas sociales en los contratos de concesión minera

La ANM verificará el cumplimiento de la obligación y hará parte del proceso de fiscalización de las mismas.

04 de octubre de 2016

Es bien sabido que en un contrato de concesión minera que se realice con la Autoridad Minera Nacional ANM se debe incluir la obligación del concesionario de planear y ejecutar planes de gestión social, los cuales deben incluir programas, proyectos y actividades que determinará esta misma autoridad de acuerdo con la escala de producción, la capacidad técnica y la suficiencia económica del concesionario.

Lo anterior fue expuesto en del Plan Nacional de Desarrollo 2014-2018, que además establece que la ANM verificará el cumplimiento de la obligación y hará parte del proceso de fiscalización de las mismas.

¿Qué tuvo que cambiar en los contratos de concesión minera para incluir la obligación de los planes de gestión social?



alt

 

Recordemos que
se tuvo que modificar la
cláusula séptima de la minuta del contrato de concesión minera para adaptarse a lo dicho en Plan Nacional de Desarrollo, en cuanto a que se debe presentar a la ANM un plan de gestión social que debe contener como mínimo con recurso humano nacional, el uso de bienes y servicios nacionales o no pasar de un 15% de producción extranjera, participación de trabajadores nacionales, mano de obra regional, obras e instalaciones destinadas a la salud, la educación y el saneamiento básico en municipios durante el periodo de operaciones, o la transferencia de tecnología.

Vea más: INFOGRAFÍA - Características técnicas de los equipos autorrescatadores

Además será la ANM, quién llevará la fiscalización y seguimiento de estas obligaciones y acuerdos protocolizados. Así, es obligatorio en el marco de un contrato de concesión minera, la inclusión de planes de gestión social que contribuyan al desarrollo de los pobladores en las distintas zonas de explotación minera adecuándose a lo contemplado en la Ley 1753 de 2015 (Plan Nacional de Desarrollo).


alt

 

Este artículo fue publicado originalmente en la vigésima cuarta edición del periódico Activo Legal. Si desea obtener esta información de manera actual y rápida, haga click en suscripciones.

Las opiniones expresadas en este artículo son exclusivas de los autores y no reflejan, necesariamente, los puntos de vista de Activo Legal SAS.