alt

La utilización de cesantías para educación podrá realizarse mediante ahorro programado

La nueva Ley 1809 de 2016 habilita a todo afiliado a un fondo de cesantías a crear cuentas de ahorro programado o seguros de educación para asegurar la educación de sus hijos

10 de octubre de 2016

El pasado 29 de septiembre fue promulgada la Ley 1809 de 2016 que habilita que los afiliados a un fondo de cesantías puedan retirar sus ahorros para destinarlas a pagos en educación de sus hijos o dependientes a través de la figura de ahorro programado o seguro educativo, según su preferencia y capacidad.

Se preguntarán: ¿pero el pago de educación de los hijos con los ahorros de cesantías no era algo posible antes de esta Ley?

En efecto, así es. Sin embargo, como bien lo estipula el artículo 102 de la Ley 50 de 1990, la manera de realizar estos pagos será por medio del Fondo de Cesantías en que la persona esté afiliada, que realizará el pago directamente ante la entidad educativa y también realizará el descuento del anticipo del saldo del trabajador.

Si le interesa: ¿En qué casos está permitido el retiro parcial de cesantías?

Lo nuevo que aparece con esta regulación es que los pagos podrán realzarse por medio de ahorro programado o seguro educativo, para prefinanciar la educación. De esta manera existirá un mecanismo en estos fondos de cesantías para que el afiliado pueda ahorrar de antemano y prepararse para los grandes pagos que deben hacer por la educación universitaria de sus hijos.

Estos fondos tendrán la obligación de informar, promover y ofertar estos productos a sus afiliados.

Según el senador Iván Duque, autor de la ley, se dinamizará la oferta de seguros educativos en el país y se permitirá financiar la educación de pregrado a los hijos de los trabajadores de la clase media colombiana.

alt

¿Desea estar siempre actualizado en la última normatividad colombiana? Suscríbase a nuestro periódico Activo Legal haciendo click acá para obtener información actualizada y rápida.

Las opiniones expresadas en este artículo son exclusivas de los autores y no reflejan, necesariamente, los puntos de vista de Activo Legal SAS.